FANDOM


“Todo mal genera otro mal necesario para combatirlo. Y en toda esta mierda, eso me ha tocado a mí. Yo soy el mal necesario.”
Fausto Armendáriz.
En la investigación de Héctor Uría, descubren la relación entre Lucio, Fausto, el Delegado Ferreras y el juez Miralles. Es por eso que el Inspector Uría decide acudir a la fiesta benéfica que organiza Armendáriz.

Héctor acusa al propietario de ARV de que gran parte de los liquidadores de la central nuclear de Nogales son delincuentes indultados por Miralles. Es decir, que cambian cárcel por trabajos de limpieza. Fausto le dice que parece que es el último en enterarse y se define como un “mal necesario”.

Explica a Héctor que Nogales no es Chernóbil, que no hay un ejército ruso dispuesto a colaborar, ni mucho menos voluntarios, y que había que hacer algo para solucionar ese problema, aunque no pareciera lo correcto.

El concepto de “el mal necesario” es una de las claves narrativas de toda la serie.